Mentalidad startup

Hoy nos adentramos un poco en el mundo FICEP S3 para explicar nuestra filosofía de trabajo, uno de los secretos de nuestro éxito. Nuestra empresa está creada desde hace casi ocho años y aunque por supuesto no todo ha sido fácil, estamos muy orgullosos de dónde hemos llegado y de nuestra evolución. Estamos convencidos que nuestra manera de concebir la empresa, con una mentalidad startup, ha sido clave para conseguir todo el que nos hemos propuesto hasta ahora.

 

Actitud

Creemos que la actitud es fundamental para conseguir resultados. En FICEP S3 tenemos una estructura de trabajo transversal, donde no existen las jerarquías. Nos interesan las opiniones de todos los que forman parte de nuestra empresa y aunque cada uno tenga su especialidad, puede interferir en el trabajo del otro y dar su opinión.
Otra de las características que definen nuestra actitud en el trabajo es la “ prueba ensayo error”; muchas veces vivimos nuestro trabajo como si estuviéramos en un laboratorio. Para nosotros nada es imposible, por eso preferimos ir de error en error hasta que encontramos la respuesta. Pero nunca nos damos por vencidos. Gracias a esta mentalidad y a estas ganas de evolucionar hemos llegado hasta aquí, porque ¿a qué no sabíais que FICEP S3 nació en un garaje, desde donde estuvo años trabajando?

Innovación y tecnología

Nuestro producto y nuestra manera de concebirlo son innovadores. Hace tan solo un año nos decían que construir maquinaria con tecnología de impresión 3D no era posible. Ahora, lo hacemos y no solo eso, sino que conseguimos piezas más ligeras, más fuertes y resistentes y con una geometría perfecta que antes no se podían conseguir. En palabras de Steve Blank, uno de los grandes expertos en startups de Silicon Valley, “una startup se caracteriza por satisfacer las necesidades del cliente de una manera singular y por consiguiente debe buscar soluciones innovadoras.” Pues bien, nos adaptamos al 100% a esta definición, a sabiendas que la innovación es nuestra fuerza motriz y que esto es solo el principio.

 

Capacidad de cambio y evolución

Como podéis imaginar, para una empresa de maquinaria del sector del metal, no hemos seguido el camino más fácil y más obvio. Precisamente, nuestra capacidad para cambiar y evolucionar ha sido lo que nos ha permitido seguir nuestra intuición y llegar hasta aquí, algo que sin duda nos interesa continuar haciendo. Ser capaces de entender las necesidades de nuestros clientes y enfocarlas con soluciones innovadoras. Lo seguiremos haciendo, porque es nuestra razón de existir.

 

 

Un entorno de trabajo singular

Nuestras instalaciones reflejan nuestra mentalidad. Nuestro Tech Center, situado en Vilassar de Dalt, respira aire puro, libertad y buen rollo: un ambiente de trabajo óptimo para que todos los que nos pasamos horas ahí podamos dar lo mejor de nosotros. Los distintos espacios de trabajo están divididos por cristaleras que denotan horizontalidad y transparencia; todos estamos al mismo nivel y todos somos accesibles para todos.  Mobiliario hecho a mano, diseñado especialmente para nosotros, un espacio amplio y diáfano, con un gran espacio de ocio con chesters y una televisión conectada a Netflix, son otras de las características que hacen que nuestra oficina sea un sitio acogedor en el que uno se sienta a gusto trabajando.

 

Trato cercano con el cliente

Todo el mundo está invitado a visitarnos. Ya sea alguien con dudas en referencia a un proyecto en el que está trabajando, un representante de una empresa de la competencia o un industrial que fabrica sillas. Nuestra máxima es el trato cercano y una comunicación bidireccional, en la que siempre fluirá el diálogo para encontrar la solución más innovadora ( y quizás la que el cliente ni se imaginaba que podía existir) .

Comunicación sin límite

Está muy bien hacer todo eso, pero si no lo comunicamos, si no lo hacemos llegar al mundo, nada de esto tiene sentido. Por eso uno de nuestros principales retos es transmitir nuestra personalidad y todo lo que hacemos en nuestras comunicaciones, nuestra página web, nuestras presentaciones. Nuestra intención es reflejar nuestra imagen real, porque todo lo que hacemos forma parte de un proyecto global.